La encuesta por email es una herramienta clave para alcanzar clientes complacidos, puesto que mediante esta técnica puedes obtener información importante para entender mejor sus necesidades, hacer los ajustes necesarios en nuestros productos o servicios, ayudar en la fidelización del cliente.

A la hora de realizar una encuesta se puede hacer cara a cara, por vía telefónica, por correo postal o mediante encuestas online. Estas últimas se realizan colocando un cuestionario en la propia página web de la empresa o bien enviada por correo electrónico.

A diferencia de las encuestas tradicionales, los cuestionarios online ofrecen grandes ventajas como la inmediatez a la hora de enviarla, ahorro en costes de envío, gran alcance y mejor seguimiento. Además los resultados de las encuestas enviadas por email son más fáciles de interpretar gracias a que en el ordenador la información queda más clara.

Son más visuales e interactivas: El diseño de las encuestas online es más atractivo, por lo que los entrevistados dejan menos preguntas sin responder mediante esta modalidad.

Respuestas más extensas: Al no existir un encuestador presencial las respuestas no están influenciadas y llegan a ser más extensas.

Garantía de anonimato: Este tipo de encuesta tiene mejor anonimato que en las encuestas tradicionales por este motivo las personas encuestadas suelen ser más críticos y expresar mejor sus opiniones a la hora de dar sus respuestas.

Sistema económico: Las encuestas por email son un sistema mucho más económico que el envío de cuestionarios tradicionales siendo más cómoda la realización de

Este tipo de encuesta logra mayor participación por parte de la población más joven, personas que están muy ocupadas y que no tienen tiempo de responder a otros modelos de encuestas.